De La Montãna, LIBRO 3

Capitulo 19

 

UNA MIRADA HACIA EL MILENIO

From the Mountain, Part III
A LOOK INTO THE MILLENIUM

"Hija preciosa, estoy contigo, inclusive y especialmente hasta el final; pues, tu estas entre mis escogidas, que estaban antes de los cimientos. Si alguien esta falto de fe, déjale estar falto de fe. Si alguien esta falto de visión, déjale estar falto. Si le falta dirección, que así sea. No te preocupes por esas cosas pues no tienes control sobre eso. Enfócate en Mí y en lo que yo controlo.

Muchos se pondrán en contra tuya, pues ellos te llaman de la New Age o ‘Perdida.’ Pero, muchos se hundirán inclusive mas profundo en la mierda y estarán más confundidos. Pues, Yo te he escogido como la profeta de los últimos días para que lleves Mis mensajes. No te preocupes de lo que los otros comunican de un lado a otro de ti, pues tú descansas en la palma de Mi mano, y yo te protegeré hasta que sea hora de vencernos en lo físico. Entonces tú vendrás a casa en las alas de Mi Espíritu con mis Ángeles. Ni te preocupes de las publicaciones de estas profecías; pues, Yo dije que ellas han de ser publicada. Lo que tu tienes que hacer es escribir lo que se te dice, y has lo que te Digo."

"Pero, Mi Señor, parece que hay tantos retrasos."

"Si, Hija, pero esto es tan solo por una estación, Hay un tiempo para todas las cosas. Ahora es tiempo que preparemos todo. Pequeña, vete a ti misma una vez mas sobre Mi Montaña en Mi alcoba superior, donde tu deseas comer una vez mas de la fruta, pues esta te sostiene."

"Ho, si, Mi Señor, Tengo tanta sed de esta fruta. Hambrienta, tomo una pieza y la muerdo en su rico néctar. Muchos, pequeños diamantes salen de la pura celestial comida y llenan mi boca, chorreándose de mis manos. Un sabor a plátano, piña y vainilla relajan mi alma y la brillante luz blanca toma forma en mis manos, luego en mi boca y empieza a irradiar a través de mi cuerpo entero. Blancas llamas saltan hacia arriba de mis piernas y Tu Precioso Espíritu Santo me envuelve. Este radiante fuego blanco me atrapa y me envuelve siempre hacia arriba, sobre las radiantes ramas de este perfecto árbol. Yo me agarro de uno de sus miembros y floto por un momento entre su preciosa perfección y armonía. Mi alma esta en paz y estoy viviendo en este momento la perfecta felicidad. ¡Que viva Jesucristo, Señor de la Tierra, y el nombre sobre todos! Tu deseo se hará sobre la Tierra."

"Si, Hija, Pues se me ha dado dominio sobre la Tierra."

"¡Mi Señor, mete a la gente bajo tu sumisión; tantas cantidades se pierden en estupideces y tinieblas! La mayoría esta en gran rebeldía."

"Mi Hija, estoy a punto de hacer esto. La caída de la bolsa marcara la caída de la era, donde Lucifer ha tomado demasiadas almas a las profundidades del Infierno. Si, Hija, He de limpiar la Tierra de la maldad; pues Mi reino no tolera lo que ves hoy. Si, he de gobernar con justicia y suavidad; pero Mi ley será de hierro. Pues, la maldad no ha de florecer."

"Mi Señor, tengo preguntas del Milenio. Sabemos tan poco de las cosas por venir."

"Si, Hija, ustedes saben tan poco. Pero, Yo les permitiré saber más. Pues, Yo hablare a través de ti lo que muchos verán. Ve a la Pagina del tiempo y escribe lo que se te da y veas."

"Mi Señor, voy a este escritorio y me siento en la silla. Suspendida en este fuego blanco, Yo tomo la pluma y pongo una gota de agua viva en esta página. Directamente, veo una alberca de agua, la cual primero es azul; pero inmediatamente forma undulaciones doradas de luz. Rápidamente, estas ondulaciones se transforman en luz blanca pura, las cuales irradian de la alberca.

Mi Señor, veo que emerges de adentro de la alberca de luz blanca usando una túnica blanca. Me muestras tus manos con visibles cicatrices, hechas por la perforación de los clavos. Luego, elevas tus pies y me muestras las cicatrices hechas en Tus pies por los clavos. Mi Señor, esto me hace sentir tan triste, al ver los hoyos en tus pies, los cuales atraviesan. Mi Señor, Tu estas bañado en la brillantes de la pura luz blanca; y en tu cabeza hay muchas coronas. De repente, las coronas desaparecen de tu cabeza, la cual esta graciosamente con cabello largo y café.

Enseguida de Ti hay un gran cordero, una borrega con pura lana blanca. Tu tocas el borrego y una luz blanca sale de el. Luego, Tú te sientas en una roca al lado de la borrega y abres la parte de atrás de la borrega, dejando ver muchas herramientas adentro de ella, cosas como llaves y pinzas. En la agarradera de la llave esta escrito; ‘Mis Palabras’, y en las agarraderas de las pinzas son: ‘Un mejor’ y ‘Camino.’ Al abrir Tú al cordero, un río de radiante agua clara empieza a correr, y esta corre sobre la tierra, creando un río cristalino y claro. En el río hay pequeños pececitos y en cada cual esta escrito, "Yo alimento a Mi gente.’ Largas líneas de gente, vestida de blanco, vienen al Río y cada una lleva un vaso de papel blanco, que dice, ‘Yo amo a Jesús.’ La gente viene de todo el mundo en peregrinación a tomar de esta agua y la línea es muy larga. El río burbujea y habla a la gente diciendo, ‘Yo soy agua viva.’ El agua provee sanación física y mental, y renovación espiritual. ¡Que grandeza se ha de ver!"

"Si, Hija, yo vengo y traigo Mis Herramientas."

"Mi Señor, ¿que es la que representa la borrega?"

"Hija, la borrega te representa. Tú eres mi Borrega. Herramientas para un mejor camino, una vida mejor a través de Mi, va a residir en ti; Y Yo te abrí a Mi Agua Viva. Hija, esta Agua correrá entre ti, como un arroyo radiante y real, el cual es visible; y tu tomaras de el. Tú lo tocaras y tú tendrás sus cualidades milagrosas vivas. Esta Agua ya no será solo en el espíritu; pero Haré que se materialice, para que Mis fieles puedan tomar y puedan ser renovados."

"Mi Señor, ¿por cuanto tiempo vivirá la gente?’ ¿Cada cual vivirá hasta los 1000 años?"

"No, Hija, cada uno no vivirá hasta los 1000 años; pero todos vivirán mas de lo que viven ahora, tanto como me honren, Y mis Leyes, y tomen de Mi agua de la Vida."

"¿Veo que muchos van en peregrinaciones a tomar de esta Agua?"

"Hija, ‘asi es; pues este correrá de Jerusalén."

"¿Muchos, nacerán durante este tiempo?"

"Si, ciertamente, Hija, muchos nacerán y muchos morirán. Pero, aquellos, que se pierdan por causa de las tinieblas, no nacerán. No vivirán otra vez hasta después del Milenio."

"¿Quienes nacerán?"

"Hija, aquellos, que son buenas almas, nacerán: Aquellos, que saben que Yo soy El Señor de la Tierra, y tienen algo que dar a cambio. Muchos decidirán nacer, que no tienen que ‘salir’ otra vez."

"¿Vivirán todos los santos durante el Milenio?"

"Tantos como la tierra de a Luz nuevamente."

"Entonces, ¿irán muchos a casa a tal belleza, y no querrán partir?’

"Hija, los ojos humanos no han visto lo que les espera a aquellos, que prevalezcan; y muchos desearan descansar en esta belleza. Inclusive bajo Mi Gobierno en la Tierra, todo no será perfecto. Habrá enfermedad, pestes y muerte; y muchos tendrán que regresar debido a negocios no terminados. Estos no son aquellos que aman la maldad, pero aquellos con trabajo pendiente. Al final de mi Gobierno, la Tierra tendrá grandes números de gente otra vez, pero no tanta como hay ahora."

"¿Como se establecerá tu Gobierno?"

"Hija, He dividido la Tierra en secciones; Estableceré un Gobernador sobre cada sección. Cada Gobernador Me reportará y Yo seleccionaré a otros para que trabajen con los seleccionados. No habrá impuestos; pero, el dará, el que tenga mas para dar. Todo entrará una alberca común, por donde los gastos de gobierno se llevarán a cabo. A los pobres se les animarán a trabajar y ver por ellos mismos, al enfermo se le cuidará gratuitamente a través de Mi Espíritu y de mi Agua Viva. Habrá muy poca necesidad de hospitales y los ambiciosos doctores y los establecimientos médicos no violarán al pobre. La basura será quitada y He de estimular el crecimiento de hierbas y limitar los alimentos. Para que el alma crezca. Muchas almas que han sobrepasado; decidirán regresar y trabajar a Mi servicio, por el gran amor que Me tienen."

"Mi Señor, Puedo ver gran libertad y creatividad."

"Si, Hija, gran adoración por toda la tierra hacia El Padre y obediencia hacia Mi. Muchas verdades hasta ahora no conocidas saldrán; pues Yo enseñaré lo oculto. Muchos se sorprenderán de lo que viene. Yo destruiré la religiosidad y solo habrá una sola iglesia. En estoy últimos días, Satanás intentara con una corriente replica, pues el trata de forzar a muchos que le alaben. Pero, los Míos vendrán ansiosos y muchas almas serán alimentadas por la gran luz. Yo soy Jesús. Yo soy Jehová, El Dios de las Alturas en la Tierra.

Como testigo, dictado y asentado este 8 de diciembre, 1997.
Linda Newkirk.

FTM HomePage      LIBRO 1      LIBRO 2      LIBRO 3      LIBRO 4      LIBRO 7      LIBRO 8